Su suegra lo invitó a cenar a su casa, ella es divorciada y lo extraño es que su esposa está en Rosario por trabajo. Su suegra le preparó la cena, un buen vino y de postre lo invitó a pasar al dormitorio para que le coma el culo. Esta madura tiene un culo grande increíble y lo esperó con la tanga hilo más de puta que encontró. El joven moreno sacó su verga grande y por primera vez se cogió a su suegra, la muy puta lo esperaba en cuatro patas y el orto grande y redondo con la tanga hilo metida entre sus nalgas lo llamaba a cojer. La verga hinchada y dura se acerca al culo grande y se la mete toda mientras la puta con la concha mojada gime al sentir la pija de su yerno penetrarla y clavar su concha húmeda duramente.

4.340 visitas
Categorías: Culos